La tierra habitada

Este es el primer largometraje documental de Anna Sanmartí (Barcelona, 1981) y, aunque modesto de presupuesto, lleno de ambiciones, de búsquedas formales y expresivas. Un viaje sensorial y espiritual sobrevolando Mongolia como lugar idealizado de escapatoria, contrapuesto al bullicioso mundo contemporáneo occidental.


    Post2PDF

Este es el primer largometraje documental de Anna Sanmartí (Barcelona, 1981) y, aunque modesto de presupuesto, está lleno de ambiciones, de búsquedas formales y expresivas. La película deja de lado las explicaciones concretas, las puntualizaciones en off y todo lo que sea narrar una historia en el sentido más clásico del término para indagar en las percepciones y las sensaciones, creando espacios visuales poéticos inspirados en los “haikus” japoneses, según define la propia autora en la sinopsis del film.

La tierra habitada es un viaje de un occidental que busca algo fuera de Occidente. Sin saber qué, ni muy bien como, hay un avance hacia alguna parte también inconcreta para  intentar encontrar algunas respuestas a esa huída. Los amplios espacios que Mongolia ofrece, su desertización, sus pocos habitantes esparcidos en su vasto territorio como puntitos en un mapa, ofrecen aire, paz, un oasis para la mente que deja atrás el ajetreo de toda urbe cosmopolita. Un mundo rural aún no del todo profanado por el dinero y el capital. Una especie de mundo perdido al cual va al encuentro la directora. Un viaje que no culmina, sólo tiene sentido como viaje en sí mismo.

El riesgo de filmar en una tierra extraña encierra muchas dificultades, entre ellas convertir la filmación en un ejercicio fetichista, superficial o lleno de errores, por fortuna no es el caso. El viaje de Sanmartí sí tiene algo de naïf, que le lleva a momentos de gran belleza, en la contemplación de paisajes, de naturaleza, de animales, de rostros, de observación de pequeños detalles, pero que se desliza hacia un tono de exagerada idealización en determinadas ocasiones. El paisaje de Mongolia es filmado casi como un lugar soñado, idílico e idealizado, no es una Mongolia terrenal y visceral. Acentúa este mundo onírico un trabajo de sonido lleno de matices y sugerencias. A la vez se percibe cierta frialdad y distancia en el tú a a tú entre la cámara y los primeros planos de las personas filmadas. ¿Quizá ese mundo “perdido” esté demasiado idealizado de antemano? Parece que la construcción de la película gira entorno a ese idea fija preconcebida e inalterable.

Es vacilante el distinto uso de recursos técnicos en la cámara. Así como el breve inicio es una explosión de frames e instante cazados aparentemente de manera muy espontánea y no editados a posteriori, una vez llegados al territorio deseado la cámara se relaja. Pero allí también combina la quietud del trípode en los grandes planos generales (espectaculares) y panorámicas, con el traqueteo de la cámara en mano en varias ocasiones. Sorprendentemente, la combinación funciona y encuentra un ritmo bastante adecuado para cada secuencia, aunque se intuye un camino hacia una depuración formal que por ahora parece inconclusa. Con estos recursos, la realizadora catalana sabe mantener el hilo místico de esa búsqueda a lo largo del toda la película. Es una viajera etérea, con un equipo de rodaje invisible que vuela por la estepa. Quizá Sergei Loznitsa puede ser el principal referente de este film, la excarvación formal de la directora se dirije en cierto modo hacia ese destino. La película de Sanmartí muy meritoria, original, distinta a la gran mayoría de largos documentales que se ruedan hoy en día en España. Un paso adelante valiente, un vuelo a modo de huída espiritual hacia un mundo más tranquilo.

“La tierra habitada” se estrenó el pasado 19 de marzo en salas comerciales de Barcelona y Girona durante el pasado mes de abril.

FICHA TÉCNICA
Dirección: Anna Sanmartí
Dir. de fotografía: Pau Mirabet
Sonido: Vep Culleré
Montaje: Vep Culleré
Montaje de sonido: Vep Culleré
Mezclas: Alejandro Castillo
Etalonaje digital: Pau Mirabet
Postproducción de imagen: Miquel Teixidó
Producción: Marta Andreu, Susana Benito, Roger Corbi
Producción ejecutiva: Marta Andreu, Jordi Ambrós
Producido por: Playtime, DrimTim, TVC
País y año de producción: España, 2010

SUSCRIPCIÓN

Suscribirse a la newsletter

Redes sociales y canales de vídeo

  • Facebook
  • Twitter
  • Vimeo
  • ETIQUETAS

    ARCHIVO