La forêt

quienes lean este texto posiblemente les queden pocas dudas respecto al hecho de que el cine puede llegar a enseñarnos muchísimo si sabemos mirar y escuchar con atención, sus ramificaciones son múltiples y pese a los gustos o preferencias de cada cuál no tenemos porque quedarnos con tan sólo una, por lo contrario conviene conocer cuantas más mejor, si pensamos que con esto tal vez lleguemos a ser un poco menos ignorantes.


    Post2PDF

La foret

Una aproximación antropológica a la Frontera Sur
A quienes lean este texto posiblemente les queden pocas dudas respecto al hecho de que el cine puede llegar a enseñarnos muchísimo si sabemos mirar y escuchar con atención, sus ramificaciones son múltiples y pese a los gustos o preferencias de cada cuál no tenemos porque quedarnos con tan sólo una, por lo contrario conviene conocer cuantas más mejor, si pensamos que con esto tal vez lleguemos a ser un poco menos ignorantes. El estudio del cine es algo irremediablemente transdisciplinar, nos guste o no todos los que se dedican a ello con cierta devoción son especialistas y todas las voces deben ser escuchadas, pese a todo si pensamos en una disciplina que haya sido especialmente fecunda en cuanto a mestizaje con el cine quizás la primera nos viene a la mente sea el estudio del hombre por el hombre, esto es la antropología. En el film La Forêt (Alex Muñoz – Colectivo Frontera Sur) una cámara en búsqueda de lo desconocido se adentra en el bosque de Benyounes pegado a la valla de la muerte que rodea Ceuta para separar los estados español y marroquí, Europa de África, los países ricos de los países pobres, dentro de un territorio marroquí que en los últimos años se ha convertido por mandato europeo en la nueva frontera sur…

Este documental parte de una sensibilidad específica hacia un tema tan extremadamente grave como es el cierre de fronteras y la catástrofe humanitaria que de ello se deriva. En ningún caso podemos decir que es el primer ejercicio que se realiza a propósito, aunque sí presenta ciertas peculiaridades en cuanto a desarrollo sobre el terreno que aquí nos gustaría señalar, en tanto que recogen un bagaje de aportaciones claves de la antropología y las lanzan al campo cinematográfico, para quien le puedan interesar. Como idea general, hay que decir que el material de partida no ha sido rodado por expertos profesionales, sino por un habitante más del bosque que desde sus propias experiencias intenta hacernos ver aquello que él ve mediante una máquina que no lo ve como él. Por trivial que esto pueda parecernos, las consecuencias que conlleva a nivel cinematográfico son de dimensiones colosales.

En primer lugar el observador ya no es alguien externo, sino un sujeto inmerso en la cotidianidad del bosque que por una vez aparte de observar con sus propios medios toma notas con una cámara. Esto confiere mayor profundidad al proceso hermenéutico, en tanto que para los observados ya no se trata de un forastero que viene de lejos con su cámara para examinar lo que hacen desde fuera, sino de alguien a quien ya conocen bien el grupo y que lo observa todo desde dentro. Se trata de una observación participante, mediante la cuál se pretende generar cambios en las condiciones de vida de los representantes: “Este vídeo se verá en España, América, Inglaterra…”. En determinados momentos podemos percibir que quien graba las imágenes es sin lugar a duda alguien del mismo color de piel de aquellos a quien graba, su mirada está indudablemente habituada a vivir rodeado de pieles negras desde la niñez, los estereotipos caen por su propio peso. Cabe destacar también la propuesta de no mediación, la voluntad de salvar la distancia entre representación y representados para dejar que lo real hable por sí mismo, pese a que la irrupción de algunos textos nos recuerde periódicamente que hay un discurso, así como un trabajo de formalización y montaje, detrás de aquello que nos llega. Y, cómo no, hay que decir que el proyecto supone una apuesta valiente y a la vez comprometida por la disolución de la noción de autor y de cualquier expresión subjetiva, en favor de una verdad de fondo que cala.

Otros excelentes trabajos, con la misma firma aunque con aproximaciones distintas, son Frontera Sur (Alex Muñoz, Helena Maleno, Víctor Rins / Colectivo Frontera Sur) y Caravana Europea contra la Valla de la Muerte (Alex Muñoz / Colectivo Frontera Sur). El próximo documental sobre el tema parte de cincuenta horas grabadas de cómo jóvenes africanos se cuelan en camiones de mercancías para intentar alcanzar un futuro mejor. Cuatro de estos documentales pueden verse de manera gratuita en los archivos del observatorio OVNI de Barcelona.

La forêt de Alex Muñoz se puede ver on-line de forma gratuíta en la web Arxiu Antropologia Audiovisual en Xarxa.

SUSCRIPCIÓN

Suscribirse a la newsletter

Redes sociales y canales de vídeo

  • Facebook
  • Twitter
  • Vimeo
  • ETIQUETAS

    ARCHIVO